Envío gratis en pedidos superiores a 50€ ( no incluidos los productos refrigerados )

“2. Desvelando los Misterios del Ácido Estomacal Canino “*

Desvelando los Misterios del Ácido Estomacal Canino: Más Allá de los Remedios Caseros

Los problemas digestivos como el ácido estomacal en el mundo canino son más comunes de lo que pensamos. Desde vómitos con el estómago vacío hasta eructos y “Licky Fits” después de comer, los signos son variados y a menudo malinterpretados. La conclusión frecuente es que el perro está “sobreacidificado”, desencadenando un sinfín de remedios caseros y tratamientos médicos.

Pero, ¡no es tan simple! El estómago canino es único y no se comporta como el estómago humano. Aunque para nosotros varias comidas pequeñas al día pueden ser saludables, para los perros, especialmente considerando su anatomía, esto puede no ser lo más beneficioso. El estómago de un perro es sorprendentemente expansible, diseñado para acomodar hasta el 10% de su peso corporal.

Esta adaptación tiene sentido desde una perspectiva evolutiva. En la naturaleza, los perros salvajes no tienen comidas regulares. A veces, la caza es infructuosa y, otras veces, deben llenar sus estómagos después de una caza exitosa porque no saben cuándo será la próxima comida.

Ahora, al observar la rutina diaria de nuestras mascotas domésticas, notamos una brecha significativa en comparación con sus parientes salvajes. Se les alimenta regularmente, a menudo varias veces al día, creando diferencias clave en su sistema digestivo.

La conclusión: el estómago del perro está diseñado para funcionar cuando recibe alimento. Cuando no hay comida, funciona a un ritmo más lento o incluso se detiene por

o. La alimentación constante, típica en nuestras mascotas, puede resultar en un exceso de ácido estomacal, especialmente durante la noche cuando hay una pausa prolongada sin comida.

Entonces, ¿cómo abordamos este desafío? La clave está en ajustar la rutina diaria y las porciones. Pausas más largas entre comidas, horarios irregulares, y la inclusión de sustancias amargas en la dieta pueden ser estrategias eficaces. Además, alimentar a los perros adultos una o dos veces al día, y proporcionar carbohidratos por separado, ayuda a equilibrar la producción de ácido estomacal.

En resumen, entender la fisiología del estómago canino y adaptar la rutina alimentaria puede ser la clave para prevenir problemas como el ardor de estómago, los eructos y los vómitos en ayunas. ¡Recuerda, una alimentación consciente es esencial para el bienestar de nuestros amigos peludos! 🐾🍽💚

A qué llamamos “Gulpies” o “Lick Fits” ?? Es una condición digestiva que puede ocurrir en cualquier raza de perro. Se caracteriza por un acto excesivo de lamer y tragar alimentos, lo que puede provocar malestar gastrointestinal. Es importante consultar a un veterinario para obtener un diagnóstico y tratamiento adecuados si sospechas que tu perro puede tener esta condición

https://huellaviva.com/categoria-producto/soluciones-digestivas

Cocinando comida natural para tu mascota como es el caldo de pollo para problemas digestivos